Saturday, July 21, 2007

Hated

Me aburrí de esperar aquellas cosas que no llegarían. Me detuve a contemplar el descenso de la luna y la encontré vacía. Sentí el frío recorriendo mi espina y me dolió su paso imperativo por mi cuello herido. El enorme dolor se clavó en mi cabeza con la fuerza de tu lejana alegría. No quise ser más víctima y me declaré maldita. Me encerré en la prisión de mis temores, y la dulce ingratitud de tu despedida me consumió la piel hasta dejarla marchita. Quería alimentar tu infinita bondad para convertirla en testigo de la vana intriga, pero me pregunto aún porqué no quisiste decirlo frente a mí. Las manos se apoderaron de tu historia una vez, y yo prometí no repetirlo. Ahora le quitas la pausa a tu estado, y te derrumbas frente a mis ojos. Perderte así no tiene sentido.

(Acompañamiento:
Andrés Calamaro - Crímenes perfectos)

Crímenes perfectos

¿Sentiste alguna vez lo que es tener el corazón roto?
¿sentiste a los asuntos pendientes volver hasta volverte muy loco?

Si resulta que sí, si podrás entender lo que me pasa a mí esta noche
ella no va a volver y la pena me empieza a crecer adentro
la moneda cayó por el lado de la soledad y el dolor

Todo lo que termina, termina mal
poco a poco
y si no termina se contamina mal
y eso se cubre de polvo

Me parece que soy de la quinta que vió el mundial 78'
me tocó crecer viendo a mi alrededor paranoia y dolor
la moneda cayó por el lado de la soledad otra vez

No me lastimes con tus crímenes perfectos
mientras la gente indiferente se da cuenta
de vez en cuando solamente sale afuera la peor manera

Si resulta que sí, si podrás entender lo que me pasa a mí esta noche
ella no va a volver y la pena me empieza a crecer adentro
la moneda cayó por el lado de la soledad y el dolor
la moneda cayó por el lado de la soledad otra vez
la moneda cayó por el lado de la soledad

Saturday, July 14, 2007

Hallucii

A través del ocaso de tu imperativa decadencia se adivina el accidente de tu dulzura. Martilla mi cabeza la imagen de tu furia contenida, que arrebata la paz que ya no tiene mi espíritu.

Saturday, July 07, 2007

Scar

Las cicatrices han vuelto a doler. Las volviste a cortar por la línea que el tiempo ya estaba borrando. Apareciste de nuevo con esas propiedades espectrales invadiendo mis sueños, y lo hiciste otra vez. Me lastimaste. No entiendo la razón por la cual sigues presente como hace dos años, distante como hace cuatro, permanente como siempre. El sueño me has arrebatado también. Sigo viviendo para la magistral obra de tus instintos de condena, respirando para saciar tus ansías de dulce acoso, de placentero abuso. De la manera más grotesca has buscado conectarte con mis propios miedos, para hacerlos tuyos, agrandarlos, y volverlos a poner en mí. Si sigues jugando, tendré que arrastrarme de nuevo. Otra vez me dolerá el rasguño en mis manos y mis rodillas, y mi piel se resecará, y las lágrimas en mis ojos tendrán que hacer esfuerzos venenosos para no asfixiarme. Me matarás lentamente, otra vez. Otra vez no te importará. No me defenderé. Imagíname a mí entregada al elixir de tu aroma. Sometida por el encanto de tu naturaleza, que hiere y me consume. El pálido azul de tu mirada se volverá intenso, hasta quemar la mía. Eso quizá no la hará más fuerte. Por sí misma es fuerte para soportar la tuya. Se hizo fuerte para enseñarte a ti a soportar la mía. En el detalle de tu pupila aún la ventaja es demasiado evidente para ignorarla. Te dispusiste a levantar el emblema de mi evidente angustia, pero no lo hallaste. El juego dio entonces un giro y se suspendió sobre sí mismo. Está lleno de sorpresas. Nuestras luchas de intelecto seguirán apartando al resto de mortales. El elitismo se sigue asomando para rezagar la nobleza y encararnos como asesinos sedientos de dolor. Sé cómo contenerte. Sabes cómo fracturarme. La ironía de mi tormento yace en que el color azul de tus ojos ahora no me convence completamente. Ahora me invade otro tono, que me recuerda el tuyo, pero que amo porque es en todo distinto a ti. Y no me explico la razón. Tengo sólo la verdad y siento que ahora ya no puedo contenerla.

(Acompañamiento:
Placebo - My sweet prince)



My sweet prince

Never thought you'd make me perspire
never thought I'd do you the same
never thought I'd fill with desire
never thought I'd feel so ashamed

Me and the dragon
can chase all the pain away
so before I end my day
remember

My sweet prince, you are the one
my sweet prince, you are the one

Never thought I'd have to retire
never thought I'd have to abstain
never thought all this could back fire
close up the hole in my vein

Me and my valuable friend
can fix all the pain away
so before I end my day
remember

My sweet prince, you are the one
my sweet prince, you are the one

You are the one, you are the one
you are the one, you are the one

Never thought I'd get any higher
never thought you'd fuck with my brain
never thought all this could expire
never thought you'd go break the chain

Me and you baby
still flush all the pain away
so before I end my day
remember

My sweet prince, you are the one
my sweet prince, you are the one

You are the one, you are the one
you are the one, you are the one
you are the one, you are the one
you are the one, you are the one

My sweet prince
my sweet prince